martes, 2 de febrero de 2010

well, well, well

Con ustedes mi amigo Samuel y mi amiga Argelia, qué a gusto verdad??? años ya de conocernos, de tener la oportunidad de caminar paralelamente, en el mismo medio, con las mismas personas, con una historia compartida, ahora he dejado de escribir y de hablar en los medios de comunicación, pero me alegra conservar a mis amigos periodistas, los valoro y los quiero porque se dedican a un oficio tan difícil, tan exigente, tan mal pagado, pero bueno, muchos mexicanos valiosos se encuentran en las mismas condiciones, sigamos luchando por un mundo mejor.

2 comentarios:

La Gata Coqueta dijo...

Me parece que la libertad de expresión para un periodista en tu país lo debe de tener un poco difícil...

Pero dejando ese tema, lo importante es seguir conservando la amistad en que en estos momento ya no sea un contacto tan continuado.

Algo parecido me pasa a mi y cuando llegan las fiestas especiales los llamo y dialogamos y se quedan muy sorprendidos, pero a mi me gusta dejar siempre las puertas abiertas.

Un abrazo de afectos amiga.

Marí

David dijo...

desde españa, mi fuerza para aquellos que defienden esa profesion tan importante.
Un saludo.